Apuntes sobre el Nuevo Periodismo

Tom-Wolfe-0061. El estilo es la velocidad. Escriben de un modo frenético. Son unos energúmenos. No se trata solamente de la sintáxis; Kerouak sería el maestro de la transformación de la escritura en haiku, sobre todo hacia el final de su producción. No se trata de sintáxis, que también. Se trata del encadenamiento de acciones, juicios del autor, gestos; se trata del uso de los giros y de los nexos, que aparecen siempre como relámpagos. Es una tormenta eléctrica y muy ruidosa. Esto ya está en la literatura, coetáneamente están los beatniks. Pero hay que pensarlo desde el contexto del periodismo de la época. Esta gente se dedicaba más a los reportajes que a las noticias. Hay un momento en que Jimmy Breslin (irlandés inagotable de suntuosa cabellera negra) es contratado por el Herald Tribune para hacer una columna local diaria. Coge noticias del día, sale a la calle y vuelve sobre las cuatro para elaborar una pequeña columna en la que le da un tratamiento de reportaje literario a la noticia –por cierto, conviene pensar con ello los límites entre la crónica local y la prensa de sociedad. Ahí hay un momento fundacional. (Antes de esto, los reporteros enloquecidos con la literatura solían renunciar y acabar escribiendo lo que llama Wolfe “La Novela”, que no en vano es tratada, no como obra literaria, sino como psicopatología). Pero hay que ver cómo se describen los momentos de documentación de estos periodistas. El frenesí y la velocidad del estilo están ligados al ritmo de su trabajo diario y a una condición básica de este tipo de periodismo: la hora de cierre. A propósito de esto también conviene mirar el viaje de Wolfe a las Vegas para escribir en el Esquire. El trabajo de reportero (mirar en un manual de periodismo de la época) no era muy diferente al del escritor de noticias en cuanto al ritmo.

2. (pp. 22 –>) Resulta curioso que se pensara que en cualquier noticia no hay creación de personajes. La idea en realidad es que había mala creación de personajes. Personajes planos, insípidos. Hay más personaje en la escritura de un telegrama. Reflexión relevante sobre la idea de que el periodismo trata con lo que ya está dado ahí, mientras que la literatura “elabora” eso que está ya dado. El Nuevo Periodismo rompe con esta dicotomía. Lo que está por ver es cómo lo hace, y lo que parece claro es que no tomará la vía del puro constructivismo, de la pura creación, ya que en realidad tienen que resolver una cierta noción de no-ficción. (p. 27) Se habla de la voz periodística. Hay un intento por significarse, por diferenciarse. Que se note que lo ha escrito Fulano de tal. Esto iría en detrimento de una subversión del esquema dado-elaborado, ya que introduce la necesidad de que el narrador aparezca como tal en la escritura.

3. El tono es chabacano y familiar. De nuevo, esto ya se había hecho en literatura. Continente explorado y conquistado. Conviene, como antes, consultar los manuales de la época y abstraer cómo entendían que debía ser el estilo periodístico para ser popular. Perdura hasta hoy. Conviene también comprobar hasta qué punto cambió esto (o hasta qué punto no lo cambió) el Nuevo Periodismo. Que la literaturización pase por este tono no es casual, aparentemente. Hay también un enfado, escriben desde un mal humor irónico, y desde un estado de nerviosismo. Tiene quizás que ver con el frenesí del que hablaba antes. También hay casos en la literatura. ¿Quién escribe desde el enfado? Creo recordar que había ciertos giros en Aristófanes. Es curioso que los humoristas hacen un intenso uso del enfado en su modo de escribir.

4. Mirar muy de cerca la crítica al columnismo local, la crítica a Lippman, por ejemplo (aquí hay que cotejar muy seriamente nuestra crítica del artículo de opinión). Wolfe habla de una serie de “temas” del columnismo. Los columnistas se empiezan mostrando como boulevardiers, racounters, etc. Poco después se quedan sin fuelle y sin gas, se mueren de hambre. Comienzan a hablar de chistes, de cosas que han pasado cerca de su casa, temas de su vida doméstica, artículos, asuntos que ven en televisión, libros, etc. Esto me recuerda mucho a Pérez-Reverte. Qué pena.

5. Wolfe dice inventar una forma de perspectivismo. Llevo un tiempo queriendo decir algo sobre esto, pero conviene tener muy frescos a Niezsche y, lamentablemente, también a Kant (la gran perversión del imperativo categórico; las dos formas de ponerse en el lugar del otro, desafío innegable al perspectivismo). Hay que leer el Embellecido cochecito aerodinámico fluorescente. Tiene pinta de ser muy divertido. Aparentemente fue publicado en Esquire. Allí dice hacer perspectivismo. Vamos a verlo muy detenidamente. Habla sobre un grupo de chicas que se detienen en una esquina en el Village y chistan, increpan y trollean a chavales que pasan por allí. Comienzan por llamarles con cualquier nombre que se les ocurre. Wolfe comienza el artículo precisamente con una de esas increpaciones. Es maravilloso. Pero a renglón seguido dice claramente: “me veía a mi mismo increpando a los muchachos”, o algo por el estilo. Esto sería un perspectivismo sive perversión del imperativo categórico. ¿Te vistes de chica mala en el Village o te imaginas embutido en tu propio traje blanco haciendo algo parecido? Desde esta discusión puede salir algo entre imperativo categórico VS. devenir. Todo perspectivismo es, en algún sentido, devenir. Hay que ser justo. Inmediatamente después, Wolfe habla de otro momento en el que escribe desde el punto de vista de un hombre que se burla de su manera de vestir (de la manera de vestir del propio Wolfe). Éste última no sería la operación anteriormente descrita. El pasaje puede servir muy bien para el contraste.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s